Una de nuestras primicias es el nuevo formato de saleros, ahora de 500 g, con tapón de doble apertura, continua o gradual, sal marina fina de mesa, disponible para la gran distribución, supermercados, cash y horeca.

Una vez que la tengas en casa y te ponas a cocinar, sabes… ¿cuándo debe añadirse la sal? ¿antes, durante o después de la cocción? Como se ha visto, el mejor momento para añadir la sal al plato depende del tipo de sal y, sobre todo, de la preparación.

Algunas recetas pueden salarse desde el principio, como el caso del sofrito. En sopas, en cambio, es preferible añadirla al final. Para las carnes a la plancha, especialmente bovino, no deben salarse antes ni durante, sino al final, porque lo que hace la sal es eliminar los jugos.

En calamares, pulpo o sepia puede añadirse en el momento de la cocción, aunque sin abusar, porque demasiada cantidad suele endurecerlos…

Ahora que tienes el salero, úsalo para alegrar y dar un toque de creatividad y elegancia a tus platos.

Deja un comentario